estres-positiveth

Dicen que el estrés es un enemigo de la Esclerosis Múltiple, pues favorece a la aparición de nuevos brotes. No obstante, creo que en general es un enemigo para todas las personas, no sólo para aquellas con EM!

Lo primero de todo, me gustaría aclarar que el estrés es un sentimiento de tensión física o emocional, donde su origen puede provenir de cualquier situación o pensamiento que haga sentir a uno nervioso. Por tanto, si el estrés es la reacción de tu cuerpo a un desafío o demanda, en pequeñas dosis resultará positivo, mientras que si el estrés perdura mucho tiempo puede dañar la salud.

Por ello, con el fin de evitar el segundo caso creo que lo primero a tener en consideración es el ser consciente de que estamos nerviosos, o que tenemos ansiedad y eso no siempre es fácil. Y en segundo lugar, poner remedio a ese estado de nerviosismo.

He de decir que soy una afortunada pues una de las secuelas que me quedaron del primer brote es que cuando estoy nerviosa me “arde” la pierna. Es difícil de describir este ardor… pero estoy encantada porque gracias a ese ardor soy consciente del momento en el que tengo estrés o ansiedad.

Hay quien le duele el estómago con el estrés, quien le sale eccemas o calenturas en la boca, quien come de manera compulsiva o quien no duerme bien cuando está estresado. Son muchas y muchas maneras las que se puede manifestar el estrés, pero creo q lo más importante de todo es el poder ser conscientes de nuestro estado de ánimo y así poder mejorarlo/cambiarlo.

En mi caso, cuando estoy nerviosa o estresada me arde la pierna. Es una secuela con la que convivo desde hace casi 5 años, pero la verdad es que estoy encantada. Y digo esto porque si una persona no es capaz de detectar que está estresado, difícilmente podrá poner remedio a su tensión física o emocional. Mientras que cuanto antes seas consciente de esa tensión, antes podrás evitar que se somatice en tu cuerpo.

Yo digo que tengo un “Estresómetro” en mi cuerpo, y en función de los distintos acontecimientos me arde o no la pierna. Como he dicho antes, me siento una afortunada porque gracias a el  “Estresómetro” me doy cuenta de momentos en los que no sabría detectar que estoy nerviosa si no fuera porque me arde la pierna. Y no os podéis ni imaginar la cantidad de veces que uno puede estar nervioso a lo largo del día (inconscientemente) por trabajo, familia, amigos, pareja, viajes, etc.

Así que igual que yo tengo el “estresómetro” te invito a que intentes ser consciente de tu estado de ánimo, para que puedas ponerle remedio en caso de estar estresado!

Anuncios