smile_Positiveth

El fin de semana pasado me tocó chute!!

Como dije en NO ESPERES PARA SER FELIZ, cada 4 semanas me toca ir al hospital para que me pongan el tratamiento (yo lo llamo chute)!


Y ya llevo 12 chutes, cómo pasa el tiempo!! Parece que fue ayer cuando entré por primera vez en esa sala llena de gente enchufada a su medicamento! El primer día entré llorando a la habitación por “miedo” a lo desconocido, incertidumbre desencadenada por un nuevo tratamiento, “miedo” a coger ese famoso virus JC…Pero casi un año después puedo decir que ya entro en la sala sin miedo, esperando alguna nueva anécdota de la gente que me rodea!

Además del chute, esta vez también tocaba resonancia con contraste para comparar los resultados con la resonancia del año pasado y así poder comprobar mi evolución tras el nuevo tratamiento!

He de decir que no tengo claustrofobia, pero agobia abrir los ojos y ver la pared de la máquina a centímetros de tu cabeza!

Así que volví a hacer lo de siempre! Cerrar los ojos, intentar relajarme e imaginar los sonidos que salen de la máquina, el “toc toc” que parecía que llamaban a la puerta, luego más rápido (me imaginaba unos caballos galopando o a Sara Baras taconeando de lado a lado del escenario!) luego sonaban como interferencias, después un sonido extraño que asocié a un OVNI, una alarma de incendios… Y así hasta una hora!

Y es gracioso porque basta que no te puedas mover como para que quieras bostezar o te empiece a picar la nariz y no puedas rascarte. Jaja

La verdad que sólo puedo dar las gracias a los profesionales que me han rodeado!! Esther, la doctora que estuvo conmigo en Rayos, fue un amor y tenía mucho sentido del humor. Cuando le di las gracias por ser tan agradable y cercana me comentó que ese debería de ser el comportamiento ideal de todos los profesionales que tratan con personas en su día a día.

Y aunque lamentablemente no siempre es así, yo tengo la suerte de contar con Chus y Conchi, las enfermeras de neurología que tienen a miles de pacientes pero siempre se acuerdan de mi nombre y me reciben con una sonrisa!!

Así que trabajes o no directamente con otras personas, SONRÍE y SE AMABLE. No cuesta nada y puedes alegrar el día a alguien!

Anuncios